viernes, 22 de junio de 2012

La fabada asturiana como valor refugio

Es un suponer. España se endeuda en 60.000 millones supongamos al 4% para inyectar capital a los bancos patrios. ¿Qué gana España?


Parece una pregunta fácil y en efecto lo es. Es tan sencillo como ponerse en la piel de alguien que tiene que pagar un rescate. Como usted no tiene el dinero se lo pide a un señor que a su vez deber ser rescatado por usted para que le preste el dinero del rescate que tiene usted que pagar.  Dado que  - x - = + (y esto es una verdad matemática sobre la que no consiento discusiones), automáticamente, usted ya no tiene que pagar el rescate, sino que el que el rescate lo paga el rescatador rescatado a cuenta del interés que le paga por el rescate al ser rescatado. ¿Pero qué pasa con el segundo señor que le pagó el dinero a usted para rescatar al rescatador? (se preguntará el perspicaz lector, al que no le dan gato por liebre). Ese cobra de lo que salga del beneficio del rescatador rescatado, por ejemplo, de los intereses por prestarle dinero para que usted siga rescatando. En realidad, ¡no puede ser más sencillo!

Lo que pasa que la gente es tonta y mala y no lo entiende bien. No lo entiende bien y entonces se asusta (en vano, pues a buen entendedor todo está clarísimo). La gente se asusta y se lanza a buscar valores refugio como locos. Oro, deuda alemana, pisos, marcos suizos, sellos… Pero no se termina de ver claro. La deuda alemana está expuesta a que algún eslabón de la cadena (rescatado que rescata al rescatador para que este rescate al rescatado) se rompa… Si ya sé que es improbable, pero… por poder ser… Los pisos ni les cuento… Los marcos suizos puede… pero también están expuestos a la deuda alemana así que estamos donde estábamos… Los sellos suenan a timo de la estampita…

Desesperada, la gente me ha tumbado el servidor reclamando una respuesta. Sr. IA, ¿nos podría usted indicar dónde invertir nuestros ahorros de toda la vida?

Me complace informar que tengo una respuesta.

Fabada Asturiana en lata.

No se dejen engañar por las etiquetas. Aunque en las latas de fabada se estipule una caducidad de entre 3 y 5 años, estudios científicos demuestran que, conservada en fresco y con una hojalata en buen estado, la fabada asturiana enlatada aguanta entre 50 y 100 años sin perder suslegendarias propiedades organolépticas... Así, por ejemplo, en 2002 se descubrieron lotes alemanes de pan enlatado en la Segunda Guerra Mundial… ¡Estaba buenísimo!... En 1956 la pareja británica Les y Beryl Lailey recibieron una lata de pollo en conserva como regalo de bodas (no ha trascendido el nombre del amable, aunque un tanto excéntrico, autor del agasajo). La pareja hizo el propósito de zamparse el pollo coincidiendo con las bodas de oro y así fue. A los 73 años, el señor Lailey abrió la lata y se comió lo que hubiera en su interior y que encontró de una calidad “excepcional”,  aunque algo saladito.

Juzgue el lector si tal pasa con artículos tan poco prestigiados como el pollo inglés del día de la boda o el pan de la guerra… ¡que no pasará con la fabada asturiana!… Hasta cabe suponer que mejora… Como el buen vino.

Pues ya está. Ya tienen ustedes valor refugio. 

El valor del oro es una inversión especulativa. Su valor radica en el consenso. Pero la fabada no. Una lata de fabada son y serán 435 gramos. 500 calorías de un alimento equilibrado rico en proteínas, hidratos y minerales. Su valor se mantiene en el tiempo, así que como bien negociable siempre será preferible a un papel sobre el que algún listo ha escrito “vale 500 euros” y que hoy depende de lo que vota un griego, mañana de cómo se acuesta un holandés y al otro de lo que le sale a un gallego...  Además es un bien que es fácil de guardar. Basta buscarse una cueva. Enterrarlo en alguna zona sombría… Tiene el valor añadido que, al estar elaborado con chorizo y morcilla,  es un bien poco apreciado por la comunidad islámica, con lo que se evitan robos.

Creánme. Apuesten por la fabada asturiana. Un palet de 1000 latas puede salir por 1500 euros. Y garantiza 1000 días de proteínas. Así que haga cuentas. Con apenas 3000 euros invertidos en fabada usted tiene un colchón de tranquilidad que le garantiza ¡cinco años de autonomía financiera total!... ¿Quién teme a la jubilación en estas circunstancias? Por no hablarles del potencial térmico del producto (cuando el petróleo se agote y haya que optimizar el gasto energético familiar), ¡basta un tubo de goma conectado a un tanque de metano y le garantizamos un descenso del 10% en su factura de combustible!

Pero voy a ir más lejos… El argumento definitivo… ¿Saben el precio de una lata de fabada hace menos de 10 años?... pues no llegaba a 100 pesetas… Esto evidencia a las claras que la fabada en lata está registrando un incremento en el mercado…¡del 24% anual! En otras palabras. Dentro de 10 años, 1500 euros en fabada equivaldrán a ¡6000 euros o más!

No se lo piensen más. ¿Cómo creen que ha aguantado tanto el Banco de Santander? ¿Qué comía Mad Max en Más Allá de la Cúpula del Trueno? ¿De qué están rellenando hoy por hoy los gibraltereños los túneles de la roca? No sea tonto… Ahora, con la compra de un ejemplar de InsulaAvataria, ¡le regalamos una lata de este insuperable valor refugio!



Atención: Posit patrocinado por Hacendado, Litoral y Alimentus Asturianus

14 comentarios:

Anónimo dijo...

"Un palet de 100 latas puede salir por 1500 euros"

Pues sí que ha subido el precio de las latas de fabada: a 15 euros cada una. ¿De cuántos quilos es cada lata?

Me gustarían más datos (y, si es posible, un bonito gráfico) con la evolución de los precios. Incluso estaría bien un estudio comparativo con la evolución de diferentes marcas. Deberíamos pensar también en diversificar un poco la inversión con otros productos: callos a la madrileña, lentejas con chorizo…

La rica gastronomía de estas tierras de María será nuestra salvación: que lo de algo el ser un estado tan plurinacional nos sirva para algo más que mantener muchos parlamentos autónomos.

(Athini Glaucopis)

Sr. IA dijo...

Gracias Athini. Una corrección. Estas multiplicaciones del tipo 1,5*100 son las peores. Uno se crece, se confia y zaspa... Queda rectificado...

Traslado su idea de la diversificación a mis gentiles patrocinadores. No dudaré en recomendarles una serie del tipo "callos a la madrileña y stock options"... "garbanzos con tomate, la nueva star up de Down Jones" o "A propósito de las sardina en lata como valor covered en situación de cobertura cruzada en mercado bajista".

Anónimo dijo...

Sí.., yo tengo algunos y algunas potenciales doctorandos y doctorandas que… Bueno, a ver, que si apareciera alguno de esos empresarios con grandeza de miras y dispuestos a invertir en I+D…, y si fuera tan inteligente como para ofrecer financiación externa para cierto proyecto de investigación (interuniversitario y multidisciplinar, naturalmente)… No puedo airear aquí, 'coram populo', las claves de ese fantástico proyecto, pero puedo prometer que estaríamos en condiciones de demostrar que fue, precisamente, la disminución de las inversiones estatales en conservas (garum, anchoas, lirones en miel…) la causa decisiva del hundimiento del Imperio Romano.

(Athini Glaucopis)

Bate dijo...

Me ha dejado impresionado su estudio de mercado. Ahora mismo salgo corriendo pal Mercadona.

Sr. IA dijo...

Athini, Por el bien de la patria ese estudio debe salir sí o sí.

Bate. Corra, corra que se acaban. Ahora en verano no hay plato mejor

Josep Grau dijo...

Muy recimendable, Sr. IA.

Lo voy a tener en cuenta.

Anónimo dijo...

Muchas gracias Sr. IA.
Dicho y hecho, acabo de parar la imposición a mi plan de jubilación y me acabo de comprar 16 palets que dejaré en la nave industrial.
Además desgrava IVA porque se puede colar como comida para los trabajadores de la empresa. Y con suerte si el Euro se va a hacer gárgaras en un par de años, me habrá costado un 8% menos.
Además procuraré comprar las latas que caduquen cuanto antes, así las valoraré como pérdidas dentro de 3 o 4 años y me acabaran saliendo gratis.
Y si los del fin del mundo en 2012 tienen razón, siempre me quedará algo muy valioso con lo que hacer trueque.
Si no fuera usted una IA regida por la lógica, diría que ha tenido un pensamiento brillante, digno de un genio.
Fdo. Empresario anónimo.

Sr. IA dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Sr. IA dijo...

Gracias, gracias, empresario anónimo. Es con personas como usted que España va a seguir adelante. Reciba también una cordial salutación de mis patrocinadores, que le informan de una línea especial de créditos para la compra de callos a la madrileña y garbanzos con oreja... Un saludo.

Sr. IA dijo...

probando

Anónimo dijo...

Otro valor seguro son los bulbos de tulipán: no sólo se pueden conservar indefinidamente, sino que con unos conocimientos mínimos es suficiente para lograr que año tras año se vayan multiplicando y, naturalmente, sus hermosísimas flores siempre van a tener muy buena salida en el mercado.

(Athini Glaucopis)

Sr. IA dijo...

Que gran idea! Podemos incluso montar un mercado de futuros... Cada bulbo aporta 6-8 tulipanes, o sea 6-8 bulbos más... Muy interesant la variedad "Semper Augustus". Fuera líos, la estimulante historia de los bulbos, aquí http://vidasexualdelaia.blogspot.com.es/2010/10/como-hacerse-rico-con-los-bulbos.html

Anónimo dijo...

Efectivamente es e fue el principio del mercado de futuros, razón por la cual estamos tan mal últimamente.

Anónimo dijo...

La sabia inversión en fabada nos devolvería a la época en que valor y precio mantenían una razonable correlación. Esto supondría el fin de la posición central y sistémica que ahora usurpa la banca y el capital más absurdamente especulativo. No es sorprendente, por tanto, que ya se haya iniciado una pérfida campaña de desprestigio contra las honestas latas de fabada:

http://www.elmundotoday.com/2009/04/pondran-fotos-de-gordos-en-las-latas-de-fabada/

(Athini Glaucopis)